Técnicas de aplicación

Aplicación a brocha

Utilice una brocha lo más grande posible. Para acabados con brillo, lo mejor son las cerdas largas y flexibles. Si se aplica a brocha, una buena técnica es la denominada “Union Jack”. La pintura se aplica sobre la superficie mediante un movimiento diagonal de la brocha, de izquierda a derecha (1). A continuación se extiende un poco más con brochazos horizontales (2), y se finaliza con brochazos verticales (3). De esta forma se consigue el mejor acabado posible, evitando que se noten las marcas de los brochazos.

Aplicación a rodillo y brocha

Nuestros productos han sido desarrollados para su aplicación con rodillo de alta densidad resistente a los disolventes para obtener así un alto brillo. La aplicación con rodillo de espuma evita la formación de burbujas características de las aplicaciones con rodillos de Mohair o espuma de baja densidad. La pintura a aplicar irá diluida, por lo que pueden ser necesarias más capas.

El rodillo se utiliza para aplicar pintura sobre la superficie y la brocha, para igualar la superficie por el método “peinado”, Este método funciona especialmente bien si trabajan juntos dos pintores, codo con codo.

Pruebe siempre cuál es el mejor método de aplicación para conseguir el acabado que usted necesita.